Cambiando móviles por sonrisas

Las señales de la St Josephs RC Primary School instan a los familiares para sonreír a sus hijos al final del día. Foto: Evening Gazette

 

¿Quién no ha oído a alguien decir que “esta juventud de hoy en día está enganchada al móvil”? Es una frase habitual y, como todo lo que suele repetirse hasta la saciedad, una verdad absoluta que todos hemos aceptado socialmente. A mí, desde bien pequeño, me ha fascinado la gran biblioteca de verdades que tenemos en este país: el refranero español. Y esta situación me recuerda que:

A veces es más fácil ver la paja en el ojo ajeno que la viga en el propio

Todo esto lo digo porque leo en The Telegraph que la dirección de una escuela de primaria de Middlesbrough ha decidido colgar unos carteles en los accesos al centro en los que se pide a los familiares que reciban a los niños y niñas con una sonrisa en lugar de estar ocupados con los móviles. Su directora, Liz King, engloba esta iniciativa dentro de las actividades educativas del centro ya que, según dice, están tratando de desarrollar el habla y la escucha en la escuela y les pareció que era una manera muy sencilla de hacer llegar el mensaje a los familiares, y una manera de involucrarlos. Y, como siempre, ocurre en estos casos, hay opiniones que creen que es un buen toque de atención, y otros que es una tontería.

No olvidemos que los mayores somos ejemplo y que el aprendizaje en edades tempranas está basado, en parte, en la imitación de modelos de comportamiento. Y eso nos incluye a nosotros. Si nos ven con el móvil en la mano gran parte del tiempo, con él en la mesa o interrumpiendo una conversación porque nos ha llegado un WhatsApp, ¿qué van a hacer cuando sean mayores? ¿Qué será lo normal y habitual para ellos?

Te propongo algo: si vas hoy a recoger a tu hijo, o a tu nieta, echa un vistazo: ¿cuánta gente puedes contar mirando el móvil mientras esperan? ¿O acabas antes contando las personas que no miran?

Noticia en Gazette Live, con vídeo incluido [INGLÉS]

2 ideas en “Cambiando móviles por sonrisas

  1. Pingback:Cambiando móviles por sonrisas | soymarc.com

  2. Pingback:Cambiando móviles por sonrisas | soymarc.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *